Noticias / Comunicados de Prensa

SAS MÉXICO
SAS Institute SA de CV (Mexico)
Paseo de la Reforma 505 Piso 38
Torre Mayor Col Cuauhtemoc
06500 México D. F.
MEXICO
Teléfono 52 (55) 5000 3800
informacionmx@sas.com

Press Release

Versión para imprimir Versión para imprimir

Noticias

 

Analítica ataca a los defraudadores mientras protege a los clientes

Comience a derrotar a los defraudadores conociendo a sus clientes

México, D.F.  (19 Jul. 2011)  – El fraude bancario no es un problema nuevo. Lo que hace más difícil el combate es la falta del uso creciente de las transferencias electrónicas y la intención de que cada vez mayores redes de defraudadores organizados explotan los eslabones débiles de la cambiante infraestructura bancaria.

Las instituciones financieras necesitan desarrollar un marco contra el fraude que permita un enfoque analítico sofisticado para no solamente detectar el fraude sino detenerlo antes de que ocurra. Usando software analítico para redes sociales y modelos predictivos, las instituciones financieras pueden adelantarse un paso ante los defraudadores.

Comience por la autoevaluación

Muchos expertos en fraude de instituciones financieras están conscientes de la necesidad de hacer más en sus áreas, sin embargo muchas de las compañías ya han invertido en soluciones sencillas por lo que es difícil explicar a los ejecutivos cuál es la situación de la institución y qué necesita solucionar. De hecho, hay muchas compañías que ni siquiera pueden medir qué tan exitosos son sus esfuerzos usando las herramientas implementadas. Un marco de evaluación sencillo en cinco niveles puede echar a andar esta conversación.

  • Nivel 1: Son compañías que no utilizarn ninguna herramienta y no pueden medir las fuentes del fraude o la magnitud o dirección del riesgo en los pagos.

  • Nivel 2: Empresas con procesos y herramientas, pero siguen basando sus  investigaciones en la intuición, tienden a mantener la información en silos y podrían no estar aplicando o comprendiendo adecuadamente la tecnología más allá del equipo inmediato del proyecto. El departamento de tarjetas de débito de la compañía suele no conocer los hábitos de los clientes de cuentas de cheques. No es común medir el éxito, principalmente porque no son utilizados los datos ricos de los detalles demográficos, manejados regularmente por marketing para adquirir y retener clientes.

  • Nivel 3: Organizaciones con procesos definidos y uso de herramientas para adquirir datos y evaluar los fraudes y riesgos. Sin embargo, las herramientas ad hoc usadas para adquirir los datos y manejar los fraudes y riesgos podrían no estar integradas entre sí para que la comunicación y medición entre canales sea efectiva.

  • Nivel 4: Compañías con enfoques administrados y medidos. Estas instituciones pueden comparar sus propias referencias con el desempeño en su industria, tienen procesos para comprender y desterrar nuevos tipos de fraude y consideran el potencial de fraude antes de embarcarse en nuevos negocios.

  • Nivel 5: Empresas optimizadas que utilizan un enfoque de cartera para agrupar el riesgo en los pagos a nivel de empresa, incluyendo todos los canales. Estas compañías están completamente actualizadas en el cumplimiento regulatorio y tienen asesoría regulatoria relevante.

Muy pocas instituciones financieras han alcanzado el nivel cinco a menos que hagan un amplio uso de personal investigativo muy caro y numeroso. Las instituciones financieras que alcanzan el nivel cinco lo hacen para aliviar el riesgo de no saber qué tanto fraude puede enfrentar la institución y reducir los costos relativos al fraude y a la vez proteger su reputación. Las regulaciones gubernamentales como Sarbanes-Oxley, Basel II e incluso la Ley Patriota exigen a las instituciones financieras  controlar y administrar el riesgo. Sin embargo, controlar y administrar el riesgo a nivel holístico con una plena optimización de los recursos, incluyendo al personal, los procesos, los datos y el software analítico  justifica con creces los costos con un retorno sobre la inversión que incluye el mantener a su compañía operando y a sus clientes satisfechos.

Acabe con el fraude. La clave, conozca a su cliente

Cuando las instituciones financieras tratan de detectar el fraude empezando por conocer al cliente es más fácil notar el comportamiento inusual. Los programas con reglas pueden marcar cada cheque que se cobre en Europa del Este o en China de una cuenta de cheques estadounidense. Pero eso satura innecesariamente el sistema de investigación porque se marcan millones de remesas legítimas realizadas por compañías o personas con vínculos a dichos países. Otro programa de reglas podría sencillamente establecer un límite en dólares para comenzar a investigar transferencias electrónicas cuestionables. Pero una vez más, eso no toma en cuenta a los clientes que transfieren fondos y el comportamiento que es normal en su caso.

Un enfoque analítico comienza con lo que se sabe del cliente (que nunca ha hecho un cheque en Europa del Este), lo que se sabe de los clientes en un grupo demográfico similar (que viajan al extranjero) y desarrolla modelos que permiten que emerjan patrones de potencial fraude individual y grupal. Las herramientas estadísticas particularmente ricas incorporan estrategias de redes sociales que arman patrones visuales entre identidades, direcciones y usuarios para detectar actividad grupal sospechosa, aprovechar la analítica y advertir a la administración para asegurarse que las alertas más sospechosas y riesgosas lleguen a los investigadores con mayor capacidad de manejarlas 

Las instituciones financieras que no tienen enfoques estadísticos robustos y que recurren a equipos investigativos de gran tamaño están trabajando en franca desventaja. Los defraudadores son un blanco móvil. Son extremadamente hábiles, constantemente inventan nuevas maneras de explotar, engañar y robar miles de millones al año. Defraudan a los consumidores, a las empresas y a las entidades gubernamentales. Los perpetradores van desde defraudadores con cheques que actúan en una sola ocasión hasta equipos organizados de ladrones internacionales de información. La economía de hoy en día ofrece un ambiente particularmente propicio al fraude en los pagos.

Usar enfoques estadísticos múltiples en todas las transacciones de la organización no sólo le ofrece un mejor monitoreo de las actividades fraudulentas, sino también perfiles conductuales más precisos que arrojan mejores tasas de detección y de reducción de los falsos positivos. Ello mantiene a sus clientes a salvo de perjuicios financieros y protege la reputación de su institución financiera.

Por: Ellen Joyner-Roberson
Gerente Senior de Mercadotecnia, Fraude y Delitos Financieros de SAS

SOBRE SAS

SAS es la compañía líder en soluciones de business intelligence y análisis avanzado, y el mayor proveedor independiente de business intelligence del mercado. Con innovadoras soluciones de negocio construidas sobre una plataforma de inteligencia de negocio, SAS ayuda a clientes en más de 50.000 instalaciones a mejorar el rendimiento y obtener valor a través de la toma de mejores decisiones. Desde 1976, SAS proporciona a sus clientes en todo el mundo The Power to Know® .

Más Comunicados

Copyright © SAS Institute Inc. All Rights Reserved.

Contacto Editorial: